Diferencias entre SEO y SEM

Es muy común que diversos términos en el marketing de buscadores sean confundidos. Como es el caso de las estrategias de posicionamiento orgánico (SEO) y la gestión de los enlaces patrocinados SEM (Seach Engine Marketing). Pero ambos son conceptos muy diferentes entre sí. Debido a que la práctica SEO y el SEM en realidad afectan áreas diferentes dentro de las páginas de resultados de los buscadores. Por lo que a continuación hablaremos de las diferencias entre SEO y SEM.

 

Repasando los conceptos de SEO Y SEM

Para comenzar, haremos un breve repaso por los conceptos de SEO Y SEM:

  • El SEO: El SEO se refiere a la optimización para motores de búsqueda. Siendo su objetivo al ser implementado, lograr que tu sitio aparezca en las primeras posiciones para las búsquedas relacionadas con tu servicio o los productos que ofreces, o bien los contenidos manejados. Con ello se tendrá una mayor visibilidad, lo que se traducirá en más visitas de personas interesadas en tu contenido, servicio o producto como tal.
  • El SEM: Mientras que el SEM se refiere al marketing de motores de búsqueda, como son los casos de Yahoo, Google, Bing y similares. El SEM puede ser observado en los resultados de pago del buscador, aquellos que aparecen en las primeras posiciones en una búsqueda. Al hacer clic en ellos, también se cobra un coste por el clic al anunciante. El SEM igualmente es conocido como el posicionamiento de pago, porque hay que pagar a la herramienta por la que te publicitarás. Hay varios motores de búsqueda con este propósito, siendo el más poderoso el de Google Adwords, que permite crear campañas y anuncios.

Una de las principales diferencias entre SEO y SEM es que las campañas de SEM tienen efectos a corto plazo con resultados inmediatos, mientras que el SEO es una carrera de fondo con resultados a medio y largo plazo.

Diferencias entre Seo y Sem

8 Diferencias entre el SEO y el SEM

Las diferencias entre el SEO y el SEM son bastante marcadas, pero por si no quedan lo suficientemente claras o se desconocen de las mismas. Acá se explicarán las más importantes.

  • El tiempo necesitado para los resultados

Una diferencia evidente es la del periodo de tiempo que necesita el SEO y que necesita el SEM para funcionar. Se tiene que el SEM es más inmediato, debido a que se pueden crear campañas hoy y al instante comenzarán a aparecer los resultados. Pero un detalle importante es que si dejas de invertir en el SEM, dejarás de aparecer en los resultados.

Mientras que en el SEO el periodo de tiempo requerido suele estar ubicado entre medio y largo plazo. Por lo que es más sencillo mantenerse, siempre y cuando se use una buena estrategia.

  • La visibilidad obtenida

Otra gran diferencia se encuentra en la visibilidad que ofrece cada uno. En el caso del SEM se puede comenzar en las primeras posiciones de inmediato, sin esperar nada. Mientras que en el SEO no existe una garantía de que tu enlace aparecerá en los primeros resultados.

Incluso para que esto ocurra en caso de usar SEO, se puede esperar entre meses y más de un año de acuerdo a muchos factores. Pero no es algo imposible si se tiene una buena estrategia, que además te permita mantenerte a medida que transcurra el tiempo en posiciones de mucha visibilidad.

  • La medición de los resultados

Cuando se habla de SEM y de la medición de los resultados que se pueden obtener, se estará midiendo hechos con base a mucha información dada. Por ejemplo, si se emplea una plataforma como lo es Google Adwords y herramientas adicionales, se podrá conocer todo tipo de información. Desde cómo nos buscan, pasando por qué es lo que se vende más o qué campañas funcionan más hasta llegar incluso a qué se ha de mejorar.

Mientras que la medición de resultados por parte del SEO es más complicada, especialmente si se relaciona con la venta. Aunque hay que destacar que cuando no se refiere a la venta, la medición del SEM y del SEO son sencillas.

  • Los costos invertidos

Para el SEM es necesario pagar a la herramienta del buscador para así poder crear la campaña de promoción. En cambio en el SEO los resultados tienen como base el algoritmo imparcial de los buscadores, por lo que la inversión en el buscador como tal no es necesaria.

Pero esto tampoco quiere implicar que el posicionamiento orgánico sea gratuito como se cree. Puesto que si se desea realizar una estrategia SEO de calidad profesional, lo más probable es que se deba contratar una agencia especializada o consultor, algo que tiene un costo después de todo.

  • El nivel de control sobre la estrategia

Si se trata el tema del nivel de control sobre estrategias, tenemos que el SEM es más simple de controlar en este sentido, debido a que se puede tener control sobre todo lo que está ocurriendo. De esta forma se puede establecer en qué se quiere gastar o pausar campañas cuando se desee, así como añadir y quitar palabras claves, etc.

Pero en el SEO a pesar de existir un control sobre la estrategia, no los hay sobre los resultados. Por lo que es necesario hacer un seguimiento e ir supervisando lo que ocurre. Para saber cómo todo esto va afectando los cambios que se irán realizado, y comprobar que se está tomando el camino indicado.

  • Las palabras clave

En el SEM se puede escoger cuántas palabras claves se pueden utilizar, brindando libertad en este apartado. No obstante, en el SEO el número de palabras clave a usar para posicionarnos es limitado, en especial al inicio de la estrategia.

Esto se debe a que el número de palabras clave debe estar regida por los objetivos de nuestro sitio, así como por el contenido de la web y la cantidad de páginas que posea el sitio.

  • Las optimizaciones y los cambios

El SEO tiene una menor flexibilidad en lo referente a los cambios, por lo que para que un cambio tenga efecto es probable que se necesiten de días o semanas para que lo haga. La razón es que se necesita que el cambio se rastree y actualice para ello.

Mientras que en el SEM, se puede implementar cualquier cambio en las campañas de inmediato. Se puede cambiar el texto de los anuncios, insertar nuevas palabras claves, cambiar las pujas, etc.

  • Los contenidos

Para finalizar, en los contenidos se encuentra una notable diferencia entre SEO y SEM. Como muestra al redactar para SEM se tiene un objetivo muy concreto, para la campaña, se brinda un toque mucho más comercial, enfocado en la venta.

Por el contrario en el SEO los contenidos tienen una alta relevancia, y se necesita que sean extenso y de gran calidad.